Dr. Pablo Meza Neurólogo

A+ R A-

Epilepsia

Definición

La epilepsia es una enfermedad de gran distribución a nivel mundial mostrando grandes diferencias entre los continentes o países pues los estudios demuestran que es una enfermedad que se manifiesta con mayor frecuencia en las naciones pobres donde hay mayor desnutrición un los servicios de salud son deficientes ante todo para cubrir a las madres, los recién nacidos y la población de la tercera edad. Lo curioso de esta enfermedad es que ha estado envuelta en un velo de misterio y espiritualidad que muchas veces dificulta que el paciente y quienes lo rodean la acepten como una enfermedad cerebral y retrasen consultar a un médico esperando encontrar respuestas en sitios o personas que no conocen su naturaleza ni su complejidad. Trataremos en esta oportunidad de contestar algunos de los interrogantes que son más frecuentes en relación con este padecimiento.

 

¿Qué es la epilepsia?

Es una enfermedad crónica que se debe a una actividad eléctrica anormal de las células cerebrales (neuronas) lo que causa finalmente las convulsiones. Las convulsiones pueden ser en forma de sobresaltos, movimientos descontrolados y pérdida del epilepsiaconocimiento. En otros casos, las crisis causan solamente un período de confusión, una ausencia, la presencia de alucinaciones o sensaciones anormales.

Una sola convulsión no se considera epilepsia, se define epilepsia cuando hay episodios repetitivos de convulsiones en días diferentes.

La epilepsia no es una enfermedad mental, una situación espiritual, ni tampoco una señal de poca inteligencia. No es una enfermedad contagiosa y las personas que padecen esta enfermedad son seres humanos sin diferencia alguna frente a los demás.

 

¿A quienes puede afectar la epilepsia?

Esta es una enfermedad que se puede presentar en cualquier ser humano sin importar su raza, edad, nivel económico, creencia religiosa o política. Las manifestaciones de la epilepsia muestran mayor tendencia a expresarse en las edades extremas de la vida como son los niños y los ancianos. Como anotamos antes se ha observado que los países con menos recursos pueden tener ciudadanos con mayor riesgo de epilepsia porque no hay buena atención de embarazo y parto, poco acceso a vacunas, muchas enfermedades contagiosas y la desnutrición que viene acompañando casi siempre a la pobreza.

 

¿Qué situaciones pueden aumentar el riesgo de epilepsia?

El que una persona tenga antecedentes como el nacer prematuro, con bajo peso al nacimiento, que haya tenido asfixia o cualquier otra complicación al nacimiento, las infecciones del cerebro como la meningitis, los traumas graves en la cabeza, el uso de alcohol, tabaco o drogas estimulantes generalmente ilícitas, la presencia de tumores cerebrales, en los abuelos la presencia de enfermedad vascular cerebral (derrame cerebral), los trastornos de algunas sales en la sangre como el sodio, y así podemos enumerar muchas condiciones que pueden estar presentes en una persona con epilepsia, pero en la mayoría de los pacientes no podemos determinar la causa de las crisis.

 

¿Cómo se hace el diagnóstico de epilepsia?

La visita al médico permite que se le cuente a él de la manera más detallada cómo fue la crisis, es importante que las personas que ven la convulsión puedan con calma observar y poder luego contar lo que sucede pues un buen relato es fundamental para determinar el tipo de crisis que el paciente presenta y así el médico pueda determinar la forma o tipo de epilepsia en el paciente y que exámenes o pruebas ordenará, en la mayoría de los pacientes con solo la consulta se puede definir el diagnóstico e iniciar tratamiento pero en algunos casos se hará necesario solicitar análisis como: electroencefalograma (EEG), pruebas de sangre, niveles de azúcar, imágenes de TAC o resonancia cerebral, pruebas específicas para algunas sustancias sanguíneas, etc. En la mayoría de pacientes los exámenes son normales y eso no descarta que se esté ante un cuadro de epilepsia.

 

¿Qué tratamientos existen para la epilepsia?

Por lo general se administran medicaciones para prevenir y controlar las crisis, estos fármacos se elegirán de acuerdo al tipo de crisis que tiene el paciente, su edad, el peso, la presencia de otras enfermedades asociadas y la tolerancia que puedan presentar pues si caen mal al enfermo se cambiarán por otros que sean mejor tolerados. En la mayoría de pacientes se usa un solo medicamentos pero en un 25% de las personas con epilepsia pueden necesitarse dos o más medicaciones. Solo la evolución y el tiempo permitirán saber cuánto dura el uso de estas sustancias. El paciente y la familia deben tener comunicación constante con su médico.

 

Si tengo epilepsia, ¿debo tomar medicamentos todos los días?

ES LO MAS IMPORTANTE, Usted se debe tomar su medicamento a diario incluso cuando no está teniendo convulsiones o cuando piense que no van a repetirse. Para prevenir las convulsiones usted DEBE tomarse el medicamento de manera regular tal y como su médico le indique.

 

¿Qué hacer si olvido de tomar mi medicamento?

Usualmente, usted se debe tomar su medicamento tan pronto como se dé cuenta de que se olvidó tomar una dosis. Si ya han pasado más de 24 horas desde su última dosis, pregúntele a su médico qué debe hacer.

 

¿Debo tomar dosis adicionales de medicamento adicional si sospecho que puedo tener una convulsión o si presenté ya una crisis?

NO, la cantidad de medicamento que usted toma para la epilepsia está dispuesta cuidadosamente para sus necesidades específicas. No debe tomar medicamento adicional o alterar las dosis sin que sea aprobado por su médico tratante.

 

¿Voy a tener que tomar medicamento para siempre?

Dejar de tomar medicamento puede ser posible para algunas personas con epilepsia. Sin embargo, esta decisión debe tomarla en conjunto con su médico ya que para esta decisión hay varios aspectos que deben considerarse como: qué tan rápido le controlaron sus ataques convulsivos, hace cuánto tiempo que no ha tenido más convulsiones y la presencia de otras enfermedades que puedan afectar su epilepsia.

 

¿Puedo tomar otros medicamentos mientras estoy tomando medicamento para la epilepsia?

Puesto que muchos medicamentos afectan la capacidad que los anticonvulsivantes tienen para controlar sus crisis, pregúntele a su médico o farmacéutico antes de tomar otros fármacos, incluso, para usar medicamentos que usted puede comprar sin fórmula médica.

 

¿Existen otros tratamientos para la epilepsia?

Existen otras alternativas de tratamiento pero siempre se inicia por dar medicamentos para controlar las crisis. Si el uso de fármacos falla cuando se usan a dosis indicadas y por un tiempo razonable se pueden plantear tratamientos como la cirugía que NO es para todos los casos pues se usa cuando se sabe con certeza que sus convulsiones comienzan en un área de su cerebro que está bien definida y que no interfiere con funciones importantes tales como el habla, el lenguaje o la audición. En otros casos, su médico le puede recomendar un tipo de terapia llamada estimulación eléctrica del nervio vago que es la implantación de un dispositivo pequeño debajo de la piel del pecho que libera un impulso eléctrico en el cerebro. En algunos casos para los niños con epilepsia se usa una dieta estricta que es rica en grasa y baja en carbohidratos que se conoce como dieta cetógena. Es importante anotar que estos tratamientos en la mayoría de los casos NO evitan que se deban seguir tomando medicamentos.

Coopere con su médico en todos los tratamientos para determinar cuál es el mejor para usted.

 

¿Puedo tomar alcohol si tengo epilepsia?

Usted debe evitar tomar alcohol si sufre de epilepsia. El alcohol puede facilitar que a usted le dé una convulsión y también puede afectar la forma como su medicamento para la epilepsia funciona en su cuerpo.

 

¿Y qué sucede si hay embarazo estando en tratamiento?

Las convulsiones que no son controladas pueden afectar al bebé que aún no ha nacido. El medicamento para la epilepsia también puede afectar al bebé que aún no ha nacido. Las decisiones con respecto a si debe tomar medicamento durante el embarazo deben ser hechas por usted y por su médico después de hablar acerca de los riesgos y beneficios.

 

¿Puedo conducir automóvil si mis convulsiones están bajo control?

Las leyes que se relacionan con la conducción en la gente con epilepsia son diferentes en cada país. Hable con la fundación de epilepsia de su localidad o pregúntele a su médico.

 

¿Qué puedo hacer para prevenir que me den convulsiones?

- Tomar la medicación todos los días a las dosis indicadas por el médico.

- Dormir adecuadamente, el privarse de sueño no es una buena práctica.

- NO tomar alcohol o bebidas estimulantes si uso medicamentos.

- Asistir al médico e informar si hay vómito o diarrea pues la medicación puede eliminarse más rápidamente y perderse el efecto.

- Verificar la concentración de la medicación y la fecha de vencimiento de la misma.

- Informar a otros médicos sobre el uso de fármacos para las convulsiones,

 

¿Cuándo debo llamar a mi médico?

• La convulsión dura más de 10 minutos

• Usted se lesionó durante la convulsión.

• La manera como usted se siente con frecuencia durante y después de una convulsión cambia.

• Le toma mucho tiempo (más de 30 minutos) recuperarse después de haber tenido una convulsión.

• Sus convulsiones se hacen más fuertes y/o ocurren con mayor frecuencia.

• Tiene una segunda convulsión inmediatamente después de la primera.

• Está embarazada

• Tiene diabetes

• Usted tiene un dolor de cabeza súbito, adormecimiento o debilidad en un sólo lado de su cuerpo, o problemas de la visión o del habla justo antes de tener una convulsión. Estas podrían ser señas de un derrame (embolia o apoplejía).

• En cualquier momento en que usted cambie su medicamento para las convulsiones o en que tome cualquier otro medicamento.

 

¿Qué debo hacer para auxiliar a alguien que tiene una convulsión?

Si usted o un allegado tiene epilepsia, puede compartir la siguiente información con la familia, amigos y colegas. En caso de una crisis use las siguientes pautas:

• Mantenga la calma

• No mueva a la persona a otro lugar

• Coloque algo suave (como una almohada) debajo de la cabeza.

• Retire los objetos cercanos que podrían causar lesión si la persona cae o si se tropieza con ellos.

• No sujete a la persona para impedir que se mueva o que tiemble.

• No trate de despertar a la persona gritándole o sacudiéndola

• Recueste con cuidado al paciente de costado de modo tal que cualquier líquido en la boca pueda salir sin causar peligro de asfixia.

• Nunca trate de forzar que el paciente abra la boca, tampoco intente poner nada dentro de la misma.

• La mayoría de las convulsiones no son fatales. Usted NO necesita llamar a un médico o una ambulancia a menos que no sepa que la persona tiene epilepsia o cuando la convulsión dure más de diez (10) minutos.

• Cuando la convulsión termina mire a ver si la persona presenta señas de confusión.

• Evite darle alimentos o bebidas inmediatamente se recupere de la convulsión.

• Permita que la persona descanse o duerma si él o ella lo desea.

Dr. John Pablo Meza Benavides

Neurólogo Clínico - Neurofisiología

Registro

Sígueme

facebooktwitter

Contacto